San Bartolomé de Ucero, foco templario en río Lobos

No me canso de escribir y hablar sobre el Parque Natural del Río Lobos,  la villa de Ucero y la ermita templaria de San Bartolo.  No me es posible agotar ello porque es inagotable la cantidad de temas y matices que sus posibilidades son tantas que no puede ser que puedan ser agotadas.

En lo que respecta a San Bartolo como principal enclave templario de Soria y uno de los más importantes de España, son ya varios los posts  escritos específicamente en el blog Templarios en Soria, y también en Soriaymas.com, y en este mismo blog de Soriaturismoymas la ermita y el Parque Natural del Río Lobos está presente en diverss posts. Incluso he realizado y subido a Youtube algunos vídeos de los que he seleccionado tres para que los veáis y escuchéis ahora.

Y en el verano del año pasado escribí Guía Templaria de San Bartolo en río Lobos, que es el libro más completo que se ha publicado al respecto. Así que no puedo por menos que recomendar a l@s turistas viajer@s que cuando vengan a la provincia de Soria se pasen por río Lobos y se acerquen a su corazón sutil: San Bartolo, iglesia protogótica que ya sólo artísticamente llega al alma. Claro que antes de llegar a río Lobos os recomiendo deteneros en la villa de El Burgo de Osma, Conjunto Histórico-Artístico.

He aquí el primer vídeo, sobre el esoterismo templario iconológico de la ermita (ha sido visto 725 veces en Youtube desde el 16/08/2011)

Este segundo vídeo, visto por un centenar de personas, es sobre la romería mariana del 24 de agosto del año pasado.

Este tercer vídeo,  es sobre el Cañón del río Lobos, para que os animéis a visitarlo.

En esta semana, por cierto, me han entrevistado para el programa radiofónico  Dimensión Desconocida, en el que hablo sobre los templarios y San Bartolo de Ucero  del minuto 14:28 al 36:20.. Espero que os guste la entrevista.

***

Alentisque: estelas medievales ¿templarias?

Alentisque se encuentra entre Almazán y Monteagudo de las Vicarías. Su altitud es de 1.064 metros y dista de Soria capital 53 kilómetros.

En las emotivas ruinas de la ermita románica de San Martín del actual cementerio de Alentisque se encuentran estas cuatro estelas medievales maravillosas. Hay dos que me sorprenden siempre que las veo, la cuadrada que se encuentra junto al presbiterio y la estrellada con sabor islámico que protege una cruz patada en el centro que hay en el muro sur. La iglesia en sí vale la pena ser vista y de ella hablaré en otra ocasión (se supone que es de finales del siglo XII, y ya estaba arruinada a mediados del siglo XIX según cuenta Madoz).

¡Son fascinantes!  Además del motivo del zig-zag (Aguas Superiores), cruces patadas… que ya hemos encontrado en las estelas medievales de los posts anteriores, tenemos aquí algunos elementos iconológicos que quizás podrían vincularse a la Orden del Temple (es una sugerencia que realizo en público por vez primera).  Lo digo especialmente porque esta orla de rombos  en torno a la cruz patada, me recuerda a la que hay en Laon (Francia) y a la de un capitel de San Bartolomé de Ucero. El reverso, por otra parte, nos muestra una iconología de cruz patada con entrelazos centrales singulares que le da un toque céltico, a mi parecer.

Por otra parte, la estela con estrella de ocho puntas podría decirse que es una Cruz de las Ocho Beatitudes Cuadrangular, si se me permite el término. Es muy sugerente simbolicamente con sus X y puntos, además…

Vídeo: Soria, un paraíso por descubrir

Así ha titulado Andrés Cámara el vídeo que ha editado e insertado en la web de Asopol y subido a Youtube, en el que repasa, en casi diez minutos, lo más destacable de la naturaleza y patrimonio histórico-artístico de la provincia, y además, en Alta Definición.

Andrés Cámara, del que tenemos publicado en Soriaymas.com algún artículo, prosigue con su actividad de difusión cultural de la provincia con este excelente vídeo  para el que ha contado con la colaboración de los portales de Internet Versoria (www.versoria.tv) Gammavideo (www.gammavideo.com) y Rurales Data (www.casasruralessoria.com)  que le han facilitado algunas tomas. Os dejo con el vídeo en cuestión.

El monasterio de San Polo en Soria, BIC

La Junta de Castilla y León lo declaró ayer jueves Bien de Interés Cultural, con categoría de Monumento. Del antiguo convento solamente quedan la iglesia románica y unos restos que no alcanzan el metro de altura del arranque de los muros del claustro, en alguna zona.

Se rodea de un magnifico entorno que incluye huertas y bancales hacia el río. Forma parte también del edificio, el recorrido que por la margen izquierda del río, se lleva a cabo, para llegar a la cercana ermita de San Saturio.

El conjunto está constituido por los restos del antiguo monasterio cuya construcción data de los siglos XII-XIII. Los primeros datos del templo corresponden al Censo de Alfonso X el Sabio de 1270. La tradición popular vinculó posteriormente la propiedad del monasterio con los templarios, aunque no es un hecho constatado documentalmente. También es posible, en tal caso, que a principios del siglo XIV, al ser suprimida esta orden, paso a los caballeros hospitalarios de San Juan de Jerusalén. En el siglo XVIII, dejó de estar abierto al culto y paso a ser propiedad privada.

La parte más antigua del conjunto es el claustro, del siglo XII, que casi ha desaparecido en su totalidad. Era un espacio cuadrado de unos 25 metros de lado y de pobre construcción, con muros de cal y canto. Al norte se conserva del mismo una puerta con arco de medio punto y dos sencillas arquivoltas, que dan continuidad al muro de la iglesia por este lado.

La iglesia, también muy austera, de una sola nave posee cabecera rectangular notablemente alargada hacia el este. Es la única parte de la construcción que posee la altura original y se cubre con bóvedas de crucería gótica. El resto de la edificación se ha dividido en dos plantas, para construir una vivienda en primer piso.

También se construyó un paso que une las dos portadas de la iglesia, hacia el norte y hacia el sur, y divide la planta baja en dos partes con la finalidad de dar acceso por camino paralelo al Duero hasta la cercana ermita de San Saturio.

Exteriormente la construcción es de mampuesto, salvo en el recercado de todos sus huecos que se llevan a cabo con sillería labrada con diferentes motivos ornamentales según los casos. Los dos arcos que configuran el actual pasadizo ya mencionado, se forman por arco apuntado con arquivoltas decoradas con puntas de diamante. Varias ventanas en arco de medio punto, iluminaban la nave de la iglesia, algunas de ellas son esbeltas saeteras.

De todos los huecos, la mayor singularidad la presentan las dos ventanas rasgadas de la fachada este y el óculo centrado en esta misma fachada sobre las anteriores. Todos ellos de sencilla factura pero perfectamente labrados.

También de buena factura es el alero de piedra formado con moldura cóncava sobre canes, probablemente es construcción moderna. Todos los canecillos muestran decoración diferenciada con bolas, punta de diamante u otros motivos ornamentales geométricos.

Junto a los valores arquitectónicos que concurren en San Polo, la relevancia y singularidad de este monumento viene determinada por los valores históricos y ambientales que han llegado a nuestros días. Su ubicación, en un paraje de singular belleza, escenario e inspirador de algunas leyendas románticas de Bécquer, como la de El Rayo de Luna, e inmortalizado en la obra poética de Antonio Machado, ha convertido este mágico y romántico lugar en una de las señas de identidad de la provincia de Soria.

 

Vídeo del Parque Natural del Cañón del Río Lobos

Hemos escrito ya varios posts en torno al Cañón del Río Lobos en Soriaturismoymas, aparte de los que ya teníamos en su sección correspondiente en Soriaymas.com. Nos faltaba un vídeo, y hemos elaborado éste…  Iremos añadiendo, con el tiempo, otros varios…

Como recientemente hemos publicado en Soriaymas la Guía Templaria de San Bartolo en río Lobos, no podemos por menos que recomendárosla, máxime cuando estamos tan cerca de la romería de San Bartolo, pasado mañana, día 24.

Viaje a la ermita templaria de Río Lobos (y 3)

San Bartolomé de Ucero

Caminamos por el camino blanco entre sabinas con retorcidos troncos y también entre pinos negrales antaño resineros. Aunque el sol “pega” bastante, como dicen por estas tierras, la sombra de sabinas y pinos nos alivia sobradamente. Y, de pronto, ante nosotros, a unos doscientos metros, se abre una pradera y al final de la misma vemos la fachada sur de la ermita templaria.

Cruzamos el puentecito de madera peatonal sobre el río Lobos y, sin dejar de fijar la mirada en la ermita y su entorno, alcanzamos su portada gótica. Luego nos apercibimos que hay también elementos románicos. “Es un templo protogótico”, nos aclara el guía puesto por el párroco de Ucero.

Mis acompañantes –unos compañeros de la Facultad que me han acompañado- están maravillados. Yo también. No puedo negarlo. El paraje en el que está insertada la ermita conmueve a toda persona que tenga las puertas de la sensibilidad abiertas a la Madre Naturaleza, y la ermita, estéticamente es bella, pero es que, además, intuyo que estos capiteles del interior y los canecillos del exterior, así como el pequeño rosetón de los hastiales del crucero, deben tener diversos niveles interpretativos por lo que he leído. Sus figuras no deben ser interpretadas literalmente sino simbólicamente.

Me quedo absorto contemplando toda esta simbología. Me siento junto al viejo olmo y tras mirar el conjunto de la ermita me tiendo sobre la hierba plagada de margaritas mientras escucho el rumor del agua del río Lobos y unas voces que provienen de la Cueva Grande que hay enfrente.

Sí… Este sitio es especial. Tengo que volver, pero esta vez lo haré solo,  y casi al alba.

Autor del texto: Diego Almazán de Pablo (este texto es un reportaje para un trabajo universitario del curso 2010-2011 en la Facultad de Comunicación Audiovisual de Burgos). Publicado en el blog Templarios y Más.

Consejo de Soriaymas: complementarlo con lectura de libros templarios sobre la ermita de San Bartolomé.

Viaje a la ermita templaria de Río Lobos (2)

Ucero y su entorno inmediato. A este plano del PORN del Parque hemos añadido el texto de la ermita templaria

Adentrarse en el Cañón del río Lobos


No tenemos mucho tiempo, así que nos levantamos de la mesa, pagamos y nos despedimos de Angelote, al que bien le cuadra el nombre dada su corpulencia y altura. Salimos a la calle y retomamos el viaje.

Spbre este plano del PORN del Parque, remarcamos la ubicación de San Juan de Otero

Es inevitable sentir emoción al observar la silueta recortada del castillo de Ucero, a la derecha de la carretera. Su imagen se perfila en un cerro. Las piedras que sostienen lo que queda del castillo tiene un color degradado desde el gris cenizo hasta el rojo botijo. De sus ruinas destacan los restos de la muralla y la inamovible torre del homenaje que se ha permitido la licencia de dejar reverdecer su tejado, donde musgos y arbustos disfrutan de la panorámica.

En la explanada del recinto amurallado de la fortaleza, donde estuvo la población medieval de Ucero antes de trasladarse al valle encajonado, aún perduran algunos muros de la antigua iglesia templaria de San Juan de Otero. Da pena verla así, tan desangelada y achacosa, pero no vamos a subir a verla pues el tiempo apremia y hay que remontar el cauce del río Lobos pues ya hemos llegado a su entrega de aguas al nacedero del río Ucero bajo la cuesta de La Galiana.

Nenúfares, juncos, chopos, fresnos…

Roquedales con sus cárcavas policromas, pendientes de espanto cuajadas de piedras arrancadas por la erosión a la roca caliza, buitres leonados sobrevolando los cielos abiertos por encima de este cañón…

El aire se refresca cuando aparcamos el coche y nos acercamos a un meandro del río Lobos.

Ahora hay que proseguir la marcha andando.

A poco más de un kilómetro, nos dicen unos muchachos que regresan a la zona de aparcamiento, se encuentra la ermita. “¿Cuesta llegar?”, preguntamos. “¡Para nada. Qué va… Es todo llano”.

Autor del texto: Diego Almazán de Pablo (este texto es un reportaje para un trabajo universitario del curso 2010-2011 en la Facultad de Comunicación Audiovisual de Burgos). Publicado en el blog Templarios y Más.

Consejo de Soriaymas: complementarlo con lectura de libros templarios sobre la ermita de San Bartolomé.

Castillo de Ucero a la izda, y detrás suyo, San Juan de Otero. Abajo, el pueblo de Ucero


Viaje a la ermita templaria de Río Lobos (1)

San Bartolomé de Ucero, templario en mapa de Tomás López de 1783

Los templarios están de moda. Estos monjes-guerreros que, con su cruz bermeja en capa y peto, espada en la mano derecha y el breviario en la izquierda, fue la Orden Militar más importante de la Cristiandad durante el Medievo, tuvieron un convento de singular importancia en Soria, San Juan de Otero, primero ubicado junto al castillo de Ucero y, posteriormente, trasladado junto a la Gran Cueva en uno de los meandros más llamativos del hoy Parque Natural del Cañón del Río Lobos, con una ermita que aún perdura dedicada a San Bartolomé.

Oficina de Turismo de El Burgo de OsmaPara poder ver la ermita de San Juan de Otero nos desplazamos a El Burgo de Osma, cabeza de un municipio de cinco mil habitantes, villa episcopal que se siente muy orgullosa de ser la sede del obispado de Osma-Soria y de contar con una de las catedrales góticas más entrañables de toda España por su sencillez casi cisterciense. De su predecesora románica tan solo quedan algunos capiteles junto al claustro abovedado por crucería flamígera que, según los entendidos, recuerda al abovedado del gótico inglés nada menos.

En la Plaza Mayor se encuentra el antiguo hospital barroco de San Agustín y en su planta baja, nada más entrar, se halla la Oficina de Turismo del Burgo de Osma. Fernando Redondo, su encargado, nos atiende con amabilidad. Nos aporta mapas e informa cumplidamente. “Hoy precisamente está abierta la ermita de San Bartolomé de Ucero para el turismo, pero tendréis que estar allí antes de que cierren a las ocho de la tarde”, nos recomienda. Le agradecemos la información y, raudos, dejamos atrás los soportales de la Calle Mayor y montamos en nuevamente en el turismo para encaminarnos hacia Ucero, distante a unos quince kilómetros tan solo.

Vamos por la carretera provincial SO-920. Tras diez minutos de conducción, y después de descubrir el dorado resplandor de los campos de trigo empezamos a distinguir frente a nosotros una formación rocosa que rompe con la llanura a la que estamos acostumbrados. Poco después nos topamos con el pueblo de Ucero donde se abre el telón al Parque Natural del Cañón del Rio Lobos que contiene dentro sí el misterio de San Juan de Otero.

Nos apeamos frente al Mesón del Angelote. Pedimos unas viandas rápidas y unos refrescos y mientras damos cuenta de ellos revisamos la documentación que tenemos y los folletos que nos han dado en El Burgo de Osma.

Autor del texto: Diego Almazán de Pablo (este texto es un reportaje para un trabajo universitario del curso 2010-2011 en la Facultad de Comunicación Audiovisual de Burgos). Publicado en el blog Templarios y Más.

Consejo de Soriaymas: complementarlo con lectura de libros templarios sobre la ermita de San Bartolomé.

++++++++++++++

Entre Tiermes y el río Lobos

En 2004 la editorial Sotabur-Soriaymas publicó el libro de Ángel Almazán Entre Tiermes y el río Lobos, con el ISBN: 84-933372-4-2, formato de 15 x 21 cms,  192 págs y 300 imágenes.  Es el segundo libro de romerías marianas sorianas con datos turísticos, en esta ocasión, de 28 enclaves.

Las romerías en las que se centran son las de la Virgen de Tiermes (Carrascosa de Arriba , Castro , Liceras , Losana , Montejo de Tiermes , Pedro , Peralejo de los Escuderos , Retortillo de Soria , Tarancueña , Torrevicente , Valderromán , Valvenedizo  y yacimiento de Tiermes), Virgen del Monte (Caracena), Virgen del Ribero ( San Esteban de Gormaz , Alcozar, Alcubilla del Marqués, Aldea de San Esteban, Atauta y Berzosa), Virgen del Espino ( Uxama, Osma, El Burgo de Osma, Gormaz, Valdenebro, Bayubas de Arriba y Valverde de los Ajos) y por último la romería doble de San Bartolo y la Virgen de la Salud con datos turísticos de Ucero, ermita templaria de San Bartolomé y  Parque del Cañón del Río Lobos.

En el pdf adjunto puede conocerse el índice general, el prólogo de Miguel Moreno y Moreno así como el prefacio del autor: Entre Tiermes y río Lobos-Angel Almazán

Es una guía turística muy útil para recorrer todo este territorio soriano con enclaves turísticos de primer orden como lo son Tiermes, San Esteban de Gormaz, El Burgo de Osma, Ucero-Río Lobos y Gormaz.

Share on Facebook

Templarios, Sanjuanistas y Calatravos en Soria

Así se titula el libro de Ángel Almazán, publicado por Sotabur en 2005, con ISBN 84-933372-7-7, siendo su formato el habitual en esta editorial (15 x 21 cms). El libro cuenta con 240 páginas en las que hay 400 imágenes en blanco y negro.

Las localidades en las que la leyenda, la tradición y los documentos históricos sitúan a estas tres órdenes militares durante la Edad Media en la provincia de Soria, y de las que además se aportan datos turísticos, son las siguientes: Ágreda-Aguilera-Alcozar-Alcubilla del Marqués-Almarail-Almazán-Almenar-Castillejo de Robledo-Esteras de Medinaceli-Fuentelsaz-Hortezuela-Medinaceli-Morón de Almazán-Piquera de San Esteban-San Pedro el Viejo-Soria (San Salvador, San Juan de Duero, San Polo,  San Saturio) -Suellacabras-Tiermes- Ucero (Río Lobos)- Valdealbín- Valdegeña-Castellanos- Villaseca de Arciel  y Vozmediano.

En este pdf se puede leer el prefacio del autor y el índice general: Templarios,Sanjuanistas,Calatravos en Soria-A.Almazán

Es un libro escrito con rigor de documentalista y sin recurrir a explicaciones herméticas o esotéricas (interpretaciones que se dan en otros libros y ensayos de Ángel Almazán).

Share on Facebook

Esoterismo Templario en Soria y Guadalajara


Esoterismo templario. Santo Alto-Rey-Albendiego (Guadalajara) y San Bartolo en el Cañón del río Lobos (Soria)

Autor: Ángel Almazán de Gracia – Editorial: Sotabur SL, 2005, Soria, – 2ª edición

– Formato: 15×21 cms, 200 págs, 85 fotografías B/N y color.

En este pdf puede leerse el prólogo, conocer el índice general y el listado de bibliografía utilizada para la redacción de esta obra: Esoterismo Templario – Angel Almazán

Los libros templarios monográficos de Ángel Almazán

Esta obra es sin duda, de las tres que ha escrito hasta el momento sobre el Temple, la más completa y esotérica de todas, aportando en ella numerosas claves que permiten al lector conocer parte de lo que la élite iniciática del Temple debió conocer al sintetizar el esoterismo cristiano con el judío y el islámico.

Entre otras cosas, este libro trata de demostrar que la tradición templaria en Albendiego y Santo Alto Rey, tiene bastantes posibilidades de ser cierta a tenor del simbolismo esotérico de ambos templos y de las leyendas centadas en torno a la cumbre y ermita de Santo Alto Rey, para lo cual recurre también el autor al contexto histórico.

Se da, por otro lado, la extraordinaria circunstancia, de que al igual que acontece con el otro templo estudiado, el soriano de San Bartolo en río Lobos, las dos ermitas estudiadas del norte de Guadalajara se encuentran en el Eje que divide a la península ibérica en dos mitades equidistantes de los dos puntos geográficos extremos del septentrión peninsular: los cabos de Creus (Gerona) y Finisterre (La Coruña), compartiendo así el simbolismo que, en la Historia Comparada de las Religiones y en el Esoterismo, se le asigna a los diversos Centros del Mundo.

La élite iniciática del Temple contactó en Tierra Santa y en España con representantes cualificados del esoterismo islámico y judío; contacto que sirvió para revitalizar y darle un nuevo giro al esoterismo cristiano, o sea a su espiritualidad más profunda y universal, que es el fundamento interior de la religión cristiana, es decir su base metafísica iniciática.

Del esoterismo islámico conocieron el sufismo y la gnosis shiita, y del judío la cábala. Precisamente fue en Guadalajara donde Moisés de León escribió, entre 1270-1300, el cuerpo central del “Zohar” o “Libro del Esplendor“, que sigue siendo considerado como el texto literario cabalístico medieval más importante de Europa.

El “Zohar”, será, junto con la “Enciclopedia de los Hermanos Sinceros” (un grupo musulmán shiita de finales del siglo X, muy influido por el pitagorismo y neoplatonismo), dos de los textos esenciales a los que Ángel Almazán ha recurrido para demostrar el simbolismo esotérico de la planta, alzado e iconología de las ermitas de Santo Alto Rey y Albendiego, especialmente las celosías mudéjares de Santa Columba. En cuanto al esoterismo cristiano, el autor menciona a San Bernardo de Claraval y, muy especialmente, la síntesis realizada por el metafísico René Guénon.

Como elemento común de los tres esoterismos citados (judío, cristiano e islámico) se encuentra el pitagorismo, neopitagorismo, platonismo y neoplatonismo.

El “Cantar de los Cantares” y el Grial son, asimismo, dos elementos esenciales en la interpretación esotérica llevada a cabo por Ángel Almazán en lo que respecta a los dos enclaves de Guadalajara.
Además, en lo que respecta a la ermita de río Lobos, el sufismo de Ibn al Arabi sirve de referencia para explicar el mandala pentacular acorazonado, y asimismo recurre a Charbonneau-Lassay para hablar sobre el corazón. Igualmente está presente constantemente la obra tradicional del esoterista francés, René Guénon, como fuente básica para la interpretación del simbolismo de la iconografía de San Bartolo de río Lobos. A lo ya escrito anteriormente por este autor respecto a San Bartolo se añaden en este libro varios subcapítulos complementarios.

Nos encontramos, en resumidas cuentas, ante una obra realmente esotérica que sorprenderá al lector y que pasa a ser un referente esencial en la bibliografía esotérica española y especialmente en lo que respecta a lo que su título indica: el esoterismo templario.

Claves masónicas de los maestros constructores

 

Presentación de Claves masónicas de los maestros constructores

Autor: Ángel Almazán de Gracia- Editorial: Sotabur, SL, 2005 – ISBN: 84-933372-6-9 – Formato: 12 x 21 cmas, 240 páginas, 400 imágenes

 

En una entrevista al autor se le preguntaba qué es lo que había intentado expresar con este libro, Claves masónicas de los maestros constructores. De Córdoba al Camino de Santiago navarro... He aquí la respuesta:

“Varias cosas, aunque resulta difícil concretarlo en estos momentos. Por una parte he enfocado mi atención en el conocimiento esotérico de los maestros de obra musulmanes que diseñaron y dirigieron una serie de edificaciones en territorio castellano, riojano y navarro. Su gnosis era islámica, no cristian, y, por tanto, para intentar comprender el simbolismo de la planta y alzado de tales templos no podía por menos que recurrir a la gnosis islámica, tanto la sufí como la shiita, y al mismo tiempo tratar de enlazar dicha gnosis -aplicada a la construcción- con el esoterismo cristiano medieval, fundamentalmente en lo que respecta a las cofradías de constructores, siendo el lazo común ese “Cordón Dorado” de la Tradición que, en el caso de Occidente, parece comenzar con Pitágoras, pasa por Platón, sigue por el neoplatonismo, y, adaptado al cristianismo por iniciados como Dionisio Areopagita, por ejemplo, llega a las cofradías de constructores cristianas hasta que, en su seno, confluye dicha “Aurea Catena” con la proveniente del esoterismo islámico, donde fue readaptada en el seno de la “Tradición Muhammadiana” tanto en su vertiente sufí-sunnita como en su vertiente gnóstico-shiita.

Los maestros de obra tenían conocimientos técnicos masónicos, constructivos, que tienen su origen occidental en el pitagorismo, pero igualmente poseían conocimientos esotéricos, que también arrancan con Pitágoras si se me permite decirlo así -aunque en verdad son anteriores a él-; y tales conocimientos esotéricos quedaban plasmados simbólicamente en la planta y alzado de los edificios, así como en la iconografía en ellos representados.

Así que, por un lado resumo algunos de estos conocimientos técnicos y esotéricos, y luego he procurado poner ejemplos, o sea, mostrar en qué edificios y de qué manera están expresados arquitectónicamente”.

– Los secretos de la Vera Cruz de Segovia, Torres del Río, Eunate y San Bauledio en “Claves masónicas…”  – 18/03/2005
– Prólogo e Índice general
– De Torres del Río a Santa María de Eunate (Navarra), el viaje que motivó este libro – 25/10/2004

El pdf del que hablamos es éste: Claves Masónicas de los Maestros Constructores-A.Almazán

……….